Bulb Fiction y el Cártel Phoebus

En uno de esos tiempos muertos de Navidad me encontré en La 2 con un documental tan interesante como anómalo, de esos que van contracorriente. Es del director austríaco Christoph Mayr y siembra serias dudas sobre la decisión europea de acabar con la bombilla incandescente. Es más fácil de encontrar en youtube por lo que les dejo el enlace https://www.youtube.com/watch?v=z9uAOsKQceY.  Mayr ha reciclado el título de la película de Tarantino para disparar datos contra lo que se nos ha vendido desde la Unión Europea como una máxima irrefutable: debíamos acabar con las incandescentes por su nula eficiencia energética y cambiarlas por modelos de bajo consumo aunque contuvieran en su interior hasta 5 mg del tóxico mercurio. Les recomiendo encarecidamente que le dediquen una hora al programa pero para abrirles el apetito les voy a adelantar algunos contenidos.

Leer más
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Los liquidadores y Sicur

El próximo 26 de abril se cumplen 30 años de la catástrofe de Chérnobil, un siniestro que acabó contribuyendo al desmantelamiento de la URSS y estuvo a punto de dejar inhabitable nuestra querida Europa. Eso se supo después; lo único que todavía funcionaba del ya engendro soviético a mitad de los ochenta era el aparato de desinformación. Con la excusa del sabotaje imperialista y la paranoia de la época se negaron a reconocer la magnitud del accidente y a aceptar, en un principio, la ayuda externa.

Leer más
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Jaume Canivell también creía en los viajantes

El pasado 5 de noviembre, 12 profesionales de la representación del canal tradicional y moderno acudieron a la llamada de Grupo C de Comunicación para analizar el presente y la proyección de una profesión, a la que muchos, auguran un futuro incierto. En la última edición de la revista Cuadernos de Ferretería y Bricolaje, a punto de salir de imprenta, analizamos el encuentro en detalle y nos atrevemos a calificar en el reportaje a estos profesionales con el adjetivo de “Imprescindibles”.

Leer más
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Acuerdos en desacuerdo

Como en esta época el que más y el que menos anda metido en negociaciones diversas quiero rescatar en este post  una variable de contratos que deja a una de las partes tocada, afrentada, disgustada; como de “nos queremos pero no tanto”, casi “esperando el partido de vuelta”. Me recuerdan a esas eliminatorias coperas en la que en la ida han encharcado el campo, lo han redimensionado o dejado crecer el césped hasta acercarse a los tirabuzones capilares. Me lo dicen sin parar los proveedores; textual. “Vengo de negociar de tal cooperativa y, a pesar de que he cerrado un buen negocio, me voy cabreado”.

Leer más
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Galicia, territorio insular

En febrero de este año, coincidiendo con un viaje a Asturias, nos comprometimos a dedicar más atención desde nuestros medios a la figura del representante. Como en Grupo C somos cumplidores, durante el día de hoy estamos celebrando en Madrid una Mesa Redonda con una docena de agentes comerciales llegados desde casi toda España. Queremos debatir sobre la evolución del papel de estos actores en la última década y apuntar sobre cuál será su papel en el futuro inmediato.

Leer más
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

¿Y Europea?

Tampoco; la certificación europea tampoco sirve. Imposible no caer subyugado ante la pregunta más hilarante de la última legislatura española, ante el mojón más acrisolado de nuestro ínclito presidente. Por el que, sin duda, Mariano Rajoy pasará a la posteridad. No se pierdan el meme con Homer Simpson en el papel de un Rajoy displicente y sobrado con los parpados entornados y mirándose con descuido las uñas. Impagable. Pero no voy a hablar de la Europa de las nacionalidades si no de la Europa de las certificaciones. De esas siglas que hasta hace poco eran esenciales para acreditar las virtudes de cualquier producto y que de forma paulatina han pasado a un segundo o tercer plano. Me refiero a SGS, APPLUS+, VERITAS BUREAU, TüV Rheinland, etc… y a otros avales de prestigio que se emiten en la Comunidad Europea y allende los mares.

Leer más
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Turismo de ferreterías

Desde el final de la II Guerra Mundial hasta comienzos de los 90, que se sepa, Estados Unidos realizó más de 1.000 pruebas nucleares en su vasto territorio; anteriormente, como es bien sabido, había preferido hacerlas con los japoneses como cobayas para poner punto y final a la contienda en el lejano oriente. Alaska, las Islas Marshall o los estados de Nevada y Nuevo México, fueron algunos de los emplazamientos elegidos para probar la capacidad de destrucción de las armas atómicas.

Leer más
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

¿Por qué les sigues vendiendo?

Con esta pregunta intenté poner punto final a una conversación lacrimógena en la que un proveedor, en esta ocasión valenciano, se quejaba del trato que le infligía sin compasión una central de compras nacional de nuestro querido sector tradicional desde hace años. Este es un post defensivo, casi una súplica, un ruego para que no me den más la turra con un asunto menor si tenemos en cuenta que el que abastece al mercado es el que tiene la sartén por el mango.

Leer más
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

La Res Publica sigue aniquilando Pymes

El sector público –el estado, las CCAA, los ayuntamientos y todos los entes que cuelgan de ellos- son responsables directos e indirectos del exterminio de Pymes. Lo contamos a principios de julio en nuestro newsletter dirigido al sector eléctrico y quiero volver a tocar el tema, como inicio del último cuatrimestre, por su importancia en un sector como el nuestro dominado por las pequeñas y medianas empresas.

Leer más
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Las reglas del comercio y la Ley del Talión

En idioma acadio y sobre piedra cinceló el rey babilonio Hammurabi uno de los primeros códigos de leyes de la historia. Hace de ello casi cuatro milenios y ya dedicaba un apartado a la regulación de las relaciones comerciales. Éstas siguen manga por hombro a fecha de hoy; la globalización, la naturaleza predadora del capitalismo imperante y la falta de acuerdos planetarios para la moderación de estas transacciones no augura mejora a corto plazo. El pasado 17 de junio en Bruselas se presentó una Coalición Contra el Comercio Ilícito –en inglés CAIT– para luchar contra las falsificaciones y el contrabando a nivel internacional. Parece ser que semejantes prácticas le cuestan 1 billón de dólares a la economía del planeta y también 1 millón de puestos de trabajo. Además “los productos no seguros ni homologados” –en nuestro sector sabemos mucho de esto- “ponen en riesgo a los consumidores de todo el mundo y privan a los gobiernos de forma sistemática de percibir cientos de miles de millones en forma de ingresos tributarios”. No somos de las industrias más afectadas ya que son los productos con un mayor valor añadido los más propicios para la copia y falsificación, pero siempre me acuerdo de las ganas que le pone la empresa alicantina Rolser cuando se trata de denunciar el género no homologado y proteger sus diferentes gamas.

La iniciativa de la Coalición es loable pero sesgada y parcial. Sólo una política que abarque todos las caras del poliedro podría acercar un comercio mejor y más justo. Desde la extracción de las materias primas a la producción, desde el traslado de las mercancías a los aspectos recaudatorios; sin olvidar la reutilización y reciclaje de los productos. Basta con recordar en alto algunas frases y con enunciar varias preguntas para darnos cuenta de la magnitud del rompecabezas. Verán cómo conseguimos ir bajando desde el ámbito planetario al local. ¿Qué pasa con las empresas que siguen utilizando en la producción mano de obra infantil o cuasi esclava? ¿Y con los irregulares acuerdos arancelarios entre países? ¿No deberían tributar todas las empresas dónde facturan? ¿No deberían dejar de ser nuestros  estados –tan paternalistas en cuestión de seguridad vial- los primeros y principales morosos? ¿Por qué los distribuidores franceses y alemanes pagan con tanto retraso en España si en su países su comportamiento es ejemplar? ¿Para qué tanta legislación sin inspección? ¿Por qué hay enseñas que han tenido que plegar velas en el sur de España ante la imposibilidad de trabajar con dinero transparente?¿Por qué los bolsillos de muchos empresarios siguen estando repletos de fajos de dinero negro?

Para acabar ¿De verdad quieren las élites extractivas un comercio más justo?

Según escribo este post me llega la noticia de que han desarticulado una trama que ha blanqueado en España 250 millones de euros a través de bazares chinos y que la aduana de Valencia está involucrada. Esa aduana que baja la barrera a muchos contenedores legales cuando no cuenta con amigos untados entre los funcionarios; era vox populi.

Hammurabi y su código tiraban muchas veces de la Ley del Talión –la del ojo por ojo y diente por diente-. Quizá en estos asuntos comerciales, menos cruentos, podíamos volver a ponerla en práctica.

Si se atreven a desafiar la canícula madrileña pueden acercarse al restaurante Paulino de Quevedo; un decorado rural en el centro de la ciudad. Estupenda cocina y muy buena relación calidad/precio. Volvemos en septiembre; feliz verano.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail